¿Por qué aparece la celulitis?

La celulitis no es un problema de personas con exceso de peso. “Un 90% de las mujeres la padece y en menor medida los hombres, aunque tampoco están exentos”, asegura la doctora María Amaro, directora médico de la clínica Feel Good de Madrid.

La celulitis se produce como consecuencia de una hipertrofia de las células adiposas que se encuentran en la epidermis, provocada por un desequilibrio entre el proceso de lipogénesis (la capacidad de generación de grasa) y lipólisis (la capacidad de eliminación de grasa), explica la doctora.

“Esa hipertrofia hace que las células acumulen más grasa de la que eliminan, endureciéndose así las fibras de colágeno y aumentando la retención, no solo de agua, sino también de toxinas”, indica.

En su aparición influyen diferentes factores como los hereditarios, predisposición hormonal, falta de ejercicio, la depresión, el estrés, enfermedades tiroideas, digestivas, una mala alimentación con grasas saturadas, un exceso de sal, algunos fármacos y otros factores secundarios, como el uso de tacones altos, ropa ajustada e incluso malas posturas corporales.

“La aparición de la celulitis depende de cada persona y es un proceso crónico que progresa con el tiempo, pero donde se puede actuar para prevenir o reducir su evolución”, advierte la especialista.

Cómo evitarla

Establecer una rutina diaria de ejercicios, favorecer la hidratación del organismo y llevar una alimentación saludable a base de verduras, como las espinacas o el puerro, el pescado blanco y los cítricos, además de aquellos alimentos que nos ayuden a eliminar toxinas, algunas recomendaciones.

La doctora Amaro indica que la mesoterapia es un tratamiento corporal “que consiste en la administración intradérmica de fármacos específicos que disminuyen la grasa localizada, eliminan la celulitis y reafirman la zona tratada con resultados altamente efectivos, cuando se combina con ejercicio físico”.

Los últimos estudios han señalado al hierro y su acumulación en el tejido graso como uno de los provocadores de un alto efecto tóxico que altera el pH de la zona y produce inflamación, promoviendo la aparición de la celulitis blanda, la más difícil de eliminar.

Un estudio realizado por el doctor Pasquale Motolose y publicado en “The European Journal of Aesthetic Medicine and Dermatology”, titulado “Toxicidad del hierro extracelular como modelo fisiopatológico de la llamada celulitis”, demostró que, gracias a biopsias realizadas en pacientes con celulitis, se encontraron depósitos de hierro y hemosiderina en la matriz extracelular, que inducían a la formación de radicales libres y perpetuaban la inflamación crónica y la acidosis.

Otro tratamiento

La doctora Paula Rosso del centro médico Lajo Plaza, también en Madrid, es especialista en un tratamiento de mesoterapia de acción quelante – eliminadora del hierro- y alcalinizante, que equilibra el pH alterado y es “capaz de combatir la acumulación de hierro y, con ello, acabar con esa celulitis blanda”.

“El hierro va ejerciendo, de forma gradual y continua, una acción tóxica en el tejido adiposo subcutáneo que desencadena todos los procesos que conducen a la celulitis. De esta forma, la función fisiológica de los adipocitos del tejido adiposo subcutáneo se ve alterada, provocando, que no solo aparezca la celulitis blanda, sino que sea muy difícil de eliminar con técnicas convencionales”, comenta la doctora.

Este nuevo tratamiento normaliza el pH alterado y lo reequilibra, produce un efecto antioxidante, restructura las proteínas y limpia el medio extracelular y elimina el hierro, además de reducir el dióxido de carbono.

Leer nota original aqui

This template supports the sidebar's widgets. Add one or use Full Width layout.